Adele se niega a que Trump use una de sus canciones en su campaña electoral

AFP - 18:51 - 1/02/2016
0 comentarios
    Trump-Reuters_635.jpgDonald Trump.

    La estrella del pop británica Adele se negó este lunes a que el aspirante republicano Donald Trump use una de sus canciones en su campaña electoral de cara a las presidenciales estadounidenses. El magnate, que no se perdió el concierto que la artista dio en noviembre en Nueva York, utiliza con frecuencia el hit "Rolling In The Deep", gran triunfador de los Grammy de 2011.

    Pero "Adele no ha dado su permiso para que su música sea usada en ninguna campaña electoral", señaló su representante en un comunicado, que no mencionaba a Trump directamente. No es la primera vez que Trump recibe la reprimenda de un artista por hacer sonar canciones famosas en sus mítines.

    Hace un tiempo, Neil Young y R.E.M se enfurecieron cuando supieron que sus éxitos "Rockin' In The Free World" y "It's the End of the World as We Know It (And I Feel Fine)" amenizaban los eventos de su campaña electoral. Pero no todo son rechazos para el multimillonario empresario. La rapera neoyorquina Azealia Banks anunció en su cuenta de Twitter que le votará.

    Trump, que el año pasado acusó a los indocumentados mexicanos de violadores y pidió vetar la entrada de los musulmanes a Estados Unidos, lidera las encuestas del lado republicano.

    Otras noticias
    Contenido patrocinado

    Comentarios 0

    Entérate

    Cómo ganar dinero fácil

    Cómo ganar dinero fácil

    Invertir en bolsa no es una ecuación sencilla si la suerte no está de nuestro lado. No se trata de llegar, 'apostar' y esperar a que se multiplique. Se debe estudiar el mercado.




    Economíahoy.mx

    Suscríbase al Resumen Diario y Alertas

    Síguenos en twitter
    Síguenos en Facebook

    Más leidas

    eAm
    Colombia
    Mexico
    Chile
    Argentina
    Peru
    Brasil comienza 2016 con una caída del 38.81% en la venta de vehículos
    Brasil dice que no se cancelarán los Juegos Olímpicos de Río de Janeiro pese al avance del virus Zika