elEconomista.es
Mexico
Últimas noticias
45.910,60
+0,68%
19,6064
-0,84%
72,07
-0,18%
1.294,21
+0,07%

México: contra el tópico, innovación

EconomíaHoy.mx - 4:33 - 17/01/2018
0 comentarios
  • El país presenta un enfoque anglosajón en los negocios

Foto: Dreamstime

Por Martí Torrell

El tópico de las playas, el tequila y el mariachi oculta otros rasgos constitutivos de la idiosincrasia de México, como sin duda lo son el ingenio y la creatividad. No en vano, entre las invenciones mexicanas más destacadas figuran la televisión a color, la píldora anticonceptiva, el concreto translucido o la pintura antigrafiti.

En el plano macroeconómico, esta república federal -con una población en 2015 cercana a 120 millones de personas- es la decimocuarta economía mundial en términos de producto interior bruto (PIB) y la segunda de Latinoamérica. En 2016, su PIB creció un 2.6% y la proyección de incremento para 2017 alcanza el 2.9%.

Aunque México es un mercado con influencia latina a nivel social, presenta un enfoque anglosajón en los negocios. Durante muchos años ha orientado su modelo económico a la inversión, productividad y exportación, con múltiples tratados de libre comercio amparados en los llamados decretos de maquila. No obstante, ante la amenaza de China en un mercado productivo global, las políticas mexicanas están evolucionando hacia nuevos modelos de competitividad, basados en el conocimiento, tras constatar sus respectivos Gobiernos la necesidad de invertir en innovación y desarrollo de tecnología como factor estratégico de futuro.

En este contexto cabe situar la evolución de los incentivos a disposición de las empresas para el impulso de estos ámbitos. Hasta el año 2000, los incentivos se orientaban hacia la competitividad y la productividad, en detrimento de los destinados a actividades de I+D+i. La situación se empezó a corregir a partir de 2001 -coincidiendo con el primer sexenio del Partido Acción Nacional al frente de la Presidencia de la República-, cuando se estableció el Programa de Estímulos Fiscales al Gasto en Investigación y Desarrollo de Tecnología de las Empresas Privadas en México. En 2008 se derogó dicho estímulo fiscal, para crear una línea de ayudas directa y en forma de subvención, el "Programa de Estímulos a la Innovación (PEI)", con la voluntad de generar una vinculación entre la empresa privada y las instituciones académico-científicas del país.

Según indicadores de la OCDE, México invirtió en 2015 un 0,6% de su PIB en I+D, lo que supone una cuarta parte del promedio de la OCDE (2.4%). Adicionalmente, presenta un patrón invertido en su esquema de financiación de la I+D: es el país con mayor contribución pública al gasto nacional en I+D (un 71%, frente al promedio OCDE del 27%) y, en consecuencia, menor desde el sector privado.

Con el objetivo de alcanzar la meta del 1% del PIB, planteado por el Gobierno mexicano en su "Programa Especial de Ciencia, Tecnología e Innovación 2014-2018", a finales de 2016 se aprobó un decreto de reforma de la Ley de Impuesto sobre la Renta (LISR) que introdujo nuevamente un "Estímulo Fiscal a la Investigación y Desarrollo de Tecnología (EFIDT)", con efectos para los ejercicios iniciados a partir de 2017. En febrero de ese año se publicó la reglamentación asociada a efectos de interpretación de ley y procedimiento administrativo a seguir.

El Gobierno y las instituciones mexicanas tienen grandes aspiraciones, a medio plazo, en materia de I+D. Según el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt), para 2025 se espera que México supere el umbral del 2% del PIB en I+D, lo que lo posicionaría como uno de los 20 países más desarrollados en ciencia y tecnología. Asimismo, se espera que la economía mexicana sea una de las diez más importantes del mundo.

Conacyt -entidad pública responsable de la promoción de la ciencia y la tecnología- es el organismo clave en materia de I+D. Éste vehicula la mayoría de los instrumentos de apoyo existentes, entre los que destacan las ayudas PEI (con carácter general, subvenciones directas de entre el 25 y el 35% en función de las características de la empresa y del proyecto) y el incentivo fiscal EFIDT (crédito fiscal del 30% sobre el incremento de gasto en investigación y desarrollo tecnológico con respecto al promedio del trienio anterior).

El esquema vigente todavía está algo focalizado al sistema científico y tiene una parte significativa de su presupuesto comprometido con programas de becas a la investigación, aunque desde la patronal mexicana se trabaja con ahínco en la creación de una Agencia de Innovación que, desde la complementariedad con Conacyt, se oriente más a la empresa y a la fiscalidad.

México es un mercado potencialmente interesante para las empresas españolas. Según datos de la Secretaría de Economía mexicana, España es el segundo inversor extranjero en el país (por detrás solo de Estados Unidos), con una presencia de más de 5,500 empresas españolas -en sectores como banca, energía, infraestructuras, obra civil, telecomunicaciones o turismo-, que han comprobado que más allá del tópico hay un entorno muy favorable para su actividad presente y su crecimiento futuro.

Contenido patrocinado
Otras noticias

Comentarios 0

Flash de noticias México

Entérate

www.economiahoy.mx
2018-04-11 17:29:17

Solo el 1% de los mexicanos en el extranjero votará en las elecciones

De los 12 millones de mexicanos que viven en el extranjero, el INE solo ha recibido 141,745 solicitudes de registro, el 55% realizadas desde Estados Unidos.





Economíahoy.mx

Suscríbase al Resumen Diario

Síguenos en twitter
Síguenos en Facebook

Más leidas

eAm
Colombia
Mexico
Chile
Argentina
Peru



Criptomonedas: ¿una buena inversión?
GKN, el inicio de una nueva ola de fusiones