elEconomista.es
Mexico
Últimas noticias
48.388,48
+0,23%
19,1281
+0,60%
56,74
+0,25%
1.251,69
-0,14%

TLCAN: continúa la incertidumbre

Ramón Casilda - 4:56 - 10/10/2017
0 comentarios
    Imagen: Dreamstime

    Continúa la incertidumbre tras la tercera ronda de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), en Ottawa, del 23 al 27 de septiembre de 2017.

    Los negociadores avanzaron en un contexto "políticamente correcto". En el comunicado sobre la negociación, se destacaron los avances significativos en materia de telecomunicaciones, comercio digital, buenas prácticas regulatorias, aduanas y facilitación comercial. También se iniciaron los intercambios en el área de acceso a mercados para compras de gobierno, y en las discusiones se abordaron los temas de comercio y energía, género e indígenas. Igualmente se avanzó sustancialmente en el capítulo de política de competencia, y se espera que se concluya la negociación de este capítulo antes de la siguiente ronda.

    Lo único acordado fue en lo concerniente a las pequeñas y medianas empresas (pymes), concluyendo las negociaciones en este capítulo, aunque a la espera de resultados concretos en discusiones relacionadas. La inclusión de las pymes en el renovado TLCAN, servirá para apoyar su crecimiento y desarrollo, mejorando su habilidad para participar y beneficiarse de las oportunidades creadas por el Acuerdo,

    Será en la cuarta ronda de negociaciones en Washington, desde mañana al 15 de octubre, donde se abran los capítulos más sensibles y complejos, que suponen un mayor riesgo de ruptura y que incluyen: reglas de origen, solución de controversias, medidas laborales y salarios que son en promedio entre 8 y 10 veces menores que los pagados en Estados Unidos, algo sobre lo que ya ha mostrado su disconformidad México, por considerar que se trata de un tema estrictamente nacional.

    Sobre el déficit comercial con México, Estados Unidos no reconoce que representa sólo una pequeña parte de su déficit global. Tampoco reconoce, que los acuerdos de libre comercio, prácticamente no tienen impacto en los déficits comerciales. Si busca eliminar estos desequilibrios, debe centrarse en su déficit total y aceptar que los acuerdos comerciales no es su función reducirlos. La función de un acuerdo comercial debe ser, y tradicionalmente es, aumentar el comercio y estimular la economía en general, pero no reducir los déficit.

    Lighthizer, aunque piensa que los tres países han encontrado un común acuerdo en varios temas importantes, no obstante, estima que las negociaciones deberían compensar el daño hecho a los trabajadores del sector manufacturero de su país y que el tratado no debe beneficiar a unos a expensas de otros. Aunque llegó a mencionar nuevamente, que no es descabellado pensar en la terminación del TLCAN: Thinking of terminating Nafta not a crazy position. Pensar en terminar el Nafta no es una locura.

    Christya Freeland considera que su país está en la negociación para fortalecer aún más los lazos comerciales trilaterales, y que la tercera ronda permitió continuar avanzando. Su convicción es que las tres partes desean un acuerdo y que los negociadores han hecho un buen progreso hasta la fecha.

    Ildefonso Guajardo encuentra muy positivas las negociaciones, las cuales hasta el momento, han resultado altamente beneficiosas para las pymes. En cuanto al punto controvertido de la solución de controversias, es un tema con un fuerte desacuerdo que no se avanza. Pero lo importante es que los tres países, reiteraron su compromiso para acelerar las negociaciones con el objetivo de terminar a finales de año. En la anterior negociación se tardaron cuatro años, y en esta ocasión, se pretende que sea en poco más de cuatro meses.

    Aquí, en el tiempo de la negociación, se encuentra la clave. Para el presidente de México y su gobierno, cerrar "exitosamente" las negociaciones para finales de año es determinante, para evitar que se contamine la campaña de las elecciones presidenciales y al mismo tiempo, dejar sin argumentos a sus más directos contrincantes, como es el caso de Manuel López Obrador y su partido Morena, y a la coalición del PAN-PRD-MC.

    Estados Unidos conoce bien la cartografía electoral mexicana, y sabe que no debe precipitarse en negociar los puntos más sensibles y complejos, sino más bien, prolongarlos hasta el final de las negociaciones. Por ello, no ha hecho propuestas, porque su reloj no tiene prisas. Aunque el presidente de Estados Unidos necesita triunfos y cuanto más rápido tanto mejor, pues por el momento, no ha obtenido ninguno que pueda ofrecer a sus electores, como al resto del país.

    Canadá por su parte no siente la presión electoral, aunque su propuesta de subir los salarios en México, han trasladado tensión a la parte mexicana. Aunque Estados Unidos le apoya, y es partidario de añadir un capítulo sobre el tema al Tratado, mediante un acuerdo paralelo separado, que requeriría leyes sobre salarios mínimos y condiciones de trabajo adecuadas.

    En definitiva, los acuerdos alcanzados hasta la fecha han sido en los puntos menos controvertidos. Prueba de que los países no han empezado a enfrentarse con los temas más complejos y cualquier intento de sacarlos ha sido bloqueada por las otras partes. La cuarta ronda comenzara sumida en la incertidumbre, siendo previsible que continúe hasta el final, cuando los negociadores sacaran todos los recursos guardados, ya que la negociación además de compleja, puede ser imprevisible, Trump es imprevisible. Y las partes bien lo saben, especialmente los mexicanos, que son los que más la sufren.

    Pero las partes no deben perder de vista, que el TLCAN genera más de un billón de dólares anuales en comercio entre los tres países, significa el 40 por ciento del producto interno bruto de Canadá, el 49 por ciento de México, y el 5 por ciento de Estados Unidos. Definitivamente, siguiendo la consigna de Ildefonso Guajardo, el resultado final debe ser para los tres países: ganar, ganar y ganar.

    Contenido patrocinado
    Otras noticias

    Comentarios 0

    Flash de noticias México

    Entérate

    www.economiahoy.mx
    2017-12-05 22:40:06

    En México y Venezuela 7 de cada 10 personas creen que la vida es peor que hace 50 años

    No todos los países han experimentado los mismos avances. En México y en Venezuela la mayoría de la gente considera que se vive peor que hace medio siglo, según el Pew Research Center.





    Economíahoy.mx

    Suscríbase al Resumen Diario

    Síguenos en twitter
    Síguenos en Facebook

    Más leidas

    eAm
    Colombia
    Mexico
    Chile
    Argentina
    Peru



    Cómo convertir su página web en una máquina de ventas
    México con salarios de hambre en el TLCAN