elEconomista.es
Mexico
Últimas noticias
48.276,72
+1,21%
19,0341
+0,11%
56,74
+0,25%
1.258,00
+0,36%

"El TLCAN no es un asesino de empleos, el problema está en China y también lo sufre México"

Jose Luis de Haro (Nueva York) - 6:20 - 25/09/2017
0 comentarios
  • Shannon O'Neil, directora de Estudios Latinoamericanos del CRE

Shannon O'Neil, directora de Estudios Latinoamericanos del Consejo de Relaciones Exteriores. Foto: Jordan Matter

La tercera ronda de negociaciones del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN, por sus siglas en inglés) culminará el miércoles y la necesidad de abordar los asuntos más delicados comienzan a presionar a las delegaciones de Estados Unidos, México y Canadá. Shannon K. O'Neil, directora de estudios latinoamericanos en el Consejo de Relaciones Internacionales en Nueva York, incide que "sin haber atajado todavía los puntos de fricción, es poco probable que se produzcan grandes cambios y avances en los próximos meses".

Con la tercera ronda de negociaciones ya en marcha, usted advertía que es hora de que algunos participantes dejen a un lado las ideas equivocadas. ¿A qué se refiere?

Seguimos escuchando la retórica de Estados Unidos que tacha al TLCAN como un "asesino de empleos". No es cierto que este acuerdo comercial haya sido el responsable de la desaparición de puestos de trabajo en medio oeste del país. Es una realidad que algunos empleos han sufrido pero también se ha generado empleo. El verdadero problema en este sentido es China. México y Canadá también han notado este impacto en sus mercados laborales, pero particularmente Estados Unidos y México son los más afectados por la competitividad de China. La administración actual sigue obsesionada con la idea de que el TLCAN es una amenaza para el empleo y eso no es cierto. Hay factores como China, la automatización… La renegociación del TLCAN no va a devolver empleos perdidos por estos factores en Estados Unidos.

Entre las propuestas con las que la delegación estadounidense llega a la mesa de negociación está la posible cancelación automática del TLCAN cada cinco años para forzar así su continua revisión. ¿Es esa una opción viable?

No tiene mucho sentido porque cualquiera de las partes implicadas puede pedir una revisión en cualquier momento. Imponer una cancelación automática que fuerce a la revisión cada cinco años es una propuesta implícita que básicamente ya está disponible, quizás no con la misma retórica, pero en esencia es posible. No creo que esta medida, se incluya o no, suponga una línea roja. Asuntos como la resolución de conflictos o la obcecación con los déficits son temas más cruciales.

Pero el déficit comercial entre Estados Unidos y México poco tiene que ver con el TLCAN…

Sin embargo este es el principal punto de fricción. No está de manera formal en la agenda pero es el origen de las tensiones. La insistente fijación de Estados Unidos con su déficit comercial con México hace pensar que, si la administración Trump no consigue algún tipo de logro en este tema, acabará por no continuar con el tratado. Todos sabemos que los déficits comerciales y los acuerdos de libre comercio no tienen relación, lo que indica que este asunto es un tema puramente político.

Estados Unidos también quiere reducir el peso de los mecanismos de resolución de conflictos, optando por paneles voluntarios y no vinculantes. ¿Aceptarán esto los negociadores mexicanos y canadienses?

Es muy difícil que México y Canadá acepten eso. Si no es vinculante es como si no existiera.

El canciller de México, Luis Videgaray, afirmó la semana pasada que "hay vida después del TLCAN". ¿Qué alternativas tiene este país?

México esta tomando muchas iniciativas interesantes, como modernizar su acuerdo con la Unión Europea. El TLCAN es un acuerdo comercial pero, en el fondo, es un tratado de inversión, es un marco que permite establecer reglas para invertir. Además está habiendo un acercamiento a China, Brasil y Argentina, especialmente en el tema agrícola. Antes del TLCAN, México mandaba el 80% de sus exportaciones a Estados Unidos y con el TLCAN esta cifra es similar, lo único que cambian es el tipo de exportaciones. Es por eso que aunque el TLCAN se eliminase, no veo un cambio dramático y fundamental. Aún así, es cierto, que si México continúa firmando tratados de libre comercio con otros países, será cada vez más atractivo para muchas multinacionales situar sus sedes y operaciones en el país en lugar de Estados Unidos. México podría llegar a contar acuerdos de libre comercio con el 50% del PIB mundial y eso supondría una gran ventaja sobre su vecino americano.

Entre tuits del presidente Trump y declaraciones varias de sus funcionarios da la sensación de que no existe voluntad por lograr una revisión efectiva. ¿Es esta percepción una realidad?

En estos momentos sigue sin existir una posición coherente por parte de Estados Unidos. Hay parte de la administración Trump que considera necesaria una modernización del acuerdo, como también piensan México y Canadá. Pero dentro del gobierno estadounidense también hay gente que piensa que es completamente irrelevante. Estas negociaciones no son sólo entre los tres países implicados sino también un pulso en la administración Trump.

Contenido patrocinado
Otras noticias

Comentarios 0

Flash de noticias México

Entérate

www.economiahoy.mx
2017-12-05 22:40:06

En México y Venezuela 7 de cada 10 personas creen que la vida es peor que hace 50 años

No todos los países han experimentado los mismos avances. En México y en Venezuela la mayoría de la gente considera que se vive peor que hace medio siglo, según el Pew Research Center.



Economíahoy.mx

Suscríbase al Resumen Diario

Síguenos en twitter
Síguenos en Facebook

Más leidas

eAm
Colombia
Mexico
Chile
Argentina
Peru
Trump sigue sin desvelar sus exigencias sobre el automóvil para el nuevo TLCAN
El pleno empleo en Estados Unidos está dejando a las empresas más pequeñas sin trabajadores