El último plan para rescatar la economía del estancamiento: regalar dinero

Víctor Ventura - 6:02 - 26/03/2016
0 comentarios
  • Las voces a favor de desempolvar el arma más radical de los bancos centrales crecen en los últimos meses

dinero-avion-635x300.jpgLa ejecución de la idea es más compleja. Foto: Getty.

Cuando el premio nobel Milton Friedman sugirió en 1969 la idea de que un banco central atacado por la deflación regalara dinero a sus ciudadanos para incentivar el consumo y crear inflación, una teoría conocida como "helicopter money" (lanzar dinero desde un helicóptero), probablemente no se imaginaba que entre su público estaría Mario Draghi, presidente del BCE y responsable de la segunda divisa más usada del mundo, que ha calificado esta blasfemia a la ortodoxia monetaria de "idea muy interesante". Pero media década de crisis existencial de la moneda europea y una inflación pegada al 0% han acabado con la barrera entre la realidad y la imaginación.

Cada día que pasa, el grupo de partidarios de desempolvar los helicópteros crece un poco más. Hace unas semanas, el semanario británico The Economist lanzó la idea como parte de una "estrategia no convencional" para resucitar la economía europea, mientras que el analista Mark Gilbert de Bloomberg se preguntaba "si todo lo demás ha fallado, ¿por qué no hacerlo?". Por su parte Richard Clarida, profesor de la Universidad de Columbia, predice la llegada de "una medida de este tipo, aunque sea disfrazada, en los próximos 10 años, si no en los próximos 5". Y el economista jefe del BCE, Peter Praet, no niega los rumores, sino que, en una entrevista el pasado 18 de marzo, se limitó a decir que "hay otras opciones disponibles antes" y que "hay que atinar con el momento para tomar una decisión así", aunque acepta que "todas las medidas son posibles".

El funcionamiento de la medida es, en la teoría, simple: el Gobierno emitiría bonos y el banco central en cuestión los compraría, prometiendo quedárselos para siempre. El Gobierno procedería a repartir el dinero entre los ciudadanos, ya sea con ingresos en sus cuentas corrientes o con reducciones de impuestos. El aumento de dinero en circulación y el incremento del consumo de los ciudadanos, que recibirían una "paga extra", provocaría inflación, uno de los objetivos más deseados en la Zona Euro o en Japón. Y el truco solo podría hacerse una vez, o todos los agentes económicos empezarían a esperar inyecciones de efectivo cada cierto tiempo.

Si la teoría suena sencilla, la ejecución es más difícil. Por un lado, el banco central tendría que garantizar que se quedaría el bono para siempre, o de lo contrario se convertiría en una nueva ronda de expansión cuantitativa (QE) como la que el BCE lleva aplicando desde hace un año. La diferencia es que la deuda que el BCE compra dentro del programa de QE debe ser devuelta en el futuro, es decir, no es "dinero gratis" que pueda gastarse sin más sino un préstamo a devolver. Pero quedarse el bono eternamente crearía "enormes agujeros en los balances de la entidad", en palabras del presidente del Bundesbank, Jens Weidmann.

Por otro lado, el BCE tiene un problema legal: su tratado fundacional le prohíbe financiar directamente a los estados miembros ni mutualizar su deuda. Es posible buscar algún atajo, igual que se encontró para aplicar el QE, pero su aplicación sería muy compleja, "tanto en el aspecto contable como en el legal", como reconoció el propio Draghi, que niega haber estudiado seriamente la idea.

A la hora de llevarlo a la práctica, también surgiría el problema de cómo hacer que el dinero alcance a todos los ciudadanos. Una bajada de impuestos, probablemente el de la renta por ser el más directo, sería regresiva, ya que los más necesitados de recibir dinero gratis son, precisamente, los que no tienen rentas que declarar (jóvenes, parados, salarios mínimos). Y un ingreso directo en cuenta corriente pasaría por alto a las personas no bancarizadas, normalmente las más vulnerables.

El último escollo es que, para funcionar correctamente, la medida debería aplicarse tras un fuerte periodo de estancamiento. Con una inflación subyacente cercana al 1% y un crecimiento moderado pero positivo en la eurozona, los riesgos podrían ser mayores a los beneficios. En España, por ejemplo, se recuerda una versión "casera" aplicada por el expresidente José Luis Rodríguez Zapatero en 2008, con una deducción de 400 euros a cada contribuyente a cargo de los presupuestos de ese año. La medida apenas fue un soplido frente al tornado que se abalanzó sobre la economía del país unos pocos meses después.

En en lado positivo, irse al extremo y regalar dinero a los ciudadanos podría dar resultados más directos que años de QE, que tienen el efecto secundario de incrementar los precios de los activos de forma irreal y, por tanto, podrían acabar provocando una burbuja futura. Quizá el sospechoso más probable sea el Banco de Japón, hundido en una crisis interminable desde hace dos décadas, que lleva años comprando deuda pública hasta alcanzar el último mes los 359 billones de yenes (3.2 billones de dólares). Si algún día se cansa de monetizar la deuda sin que haya efecto alguno en la inflación ni el consumo podría probar a entregarle el dinero directamente a los ciudadanos, aunque no parece tener mucho apetito todavía.

Aun así, el economista de la Brookings Institution Kemal Dervis insiste en que hay una medida más simple a la que recurrir antes que al lanzamiento de dinero: una cooperación entre países. Si la Fed aumenta sus tipos y destroza los intentos de Europa y Japón de devaluar sus monedas, todos vuelven a la casilla de salida. Solo cuando las guerras monetarias y las medidas en sentidos opuestos han acabado por inutilizar los mecanismos tradicionales se le podría ocurrir a alguien mirar a los legendarios helicópteros. Si los países coordinaran sus decisiones, dice el economista turco, hasta las soluciones más ortodoxas podrían volver a funcionar.

Otras noticias
Contenido patrocinado

Comentarios 0

Entérate

Cómo invertir mejor

Cómo invertir mejor

En los últimos años se han desarrollado plataformas tecnológicas bajo el objetivo de guiar al inversionista en sus primeros pasos y de una manera más personal.




Economíahoy.mx

Suscríbase al Resumen Diario y Alertas
Síguenos en twitter
Síguenos en Facebook

Más leidas

eAm
Colombia
Mexico
Chile
Argentina
Peru
Argentina.- Corte de apelaciones de EEUU analizará el 13 de abril las órdenes sobre el pago de deuda de Argentina
El desplome del petróleo deja la industria del fracking estadounidense tocada de muerte